Economía

El gobierno de México ha atacado al organismo de control electoral del país

Tla popularidad del presidente Andrés Manuel López Obrador es notablemente pegajoso. Su índice de aprobación rara vez cae por debajo del 60%. Si bien los votantes expresan su descontento con el estado de la economía y la seguridad, tienden a no culpar al responsable. Sus ataques a la agencia electoral de México podrían cambiar eso.

Escucha esta historia.
Disfruta de más audio y podcasts en iOS o androide.

Su navegador no soporta el elemento

O INE, como se conoce hoy al organismo electoral, fue creado en 1990, luego de seis décadas de gobierno del Partido Revolucionario Institucional. Es crucial para elecciones libres y justas en México, que solo se convirtió en una verdadera democracia en 2000. en un organiza las papeletas, cuenta los votos, vigila a los políticos para asegurarse de que cumplan con las leyes y cuestiones electorales YO IBA tarjetas de votante. Pero López Obrador ha guardado rencor durante mucho tiempo a los INE. En las elecciones presidenciales de 2006 perdió por un margen de 0,6 puntos porcentuales frente a Felipe Calderón y alegó, sin pruebas, que el organismo había amañado la votación.

Ahora, un paquete de leyes, aprobado por el Senado el 22 de febrero, debilita la en un. Se deshace de sus oficinas locales y recorta su presupuesto, lo que implica el despido del 85% de sus 2.500 empleados. También restringe las facultades de los INE supervisar la ley electoral. Los solicitantes pueden enfrentarse a sanciones mitigadas por infracciones de las normas de financiación.

En respuesta, el 26 de febrero, cientos de miles de manifestantes salieron a las calles de la Ciudad de México y de al menos 85 ciudades del país. Muchos vestían de color rosa brillante, el color de INEy llevaba pancartas que decían “No toques mi voto”. Uno de los aliados del presidente calificó a los manifestantes como derechistas que quieren «volver a un pasado corrupto». López Obrador sugirió que algunos tenían vínculos con bandas de narcotraficantes y cuestionó el tamaño real de las protestas.

La oposición a las reformas puede ser mucho más amplia de lo que creen el presidente y sus aliados. Ningún otro tema ha sacado a tanta gente a las calles. Una encuesta de INE mismo encontró que la mayoría de los mexicanos estaban a favor de las reformas. Pero la investigación también muestra que la INE es la segunda institución de mayor confianza en México, después de las fuerzas armadas. Alrededor del 80% de los encuestados por Remodelaciónun periódico liberal, dijo en noviembre que creía en INE fue importante para la democracia de México. Más de la mitad estaban satisfechos con la INE en su forma actual.

La Corte Suprema puede declarar inconstitucionales partes del paquete de reformas. Aun así, la retórica de López Obrador es dañina. El próximo año, los mexicanos iremos a las urnas. López Obrador tiene prohibido volver a postularse, aunque se espera que triunfe su partido. Quien gane administrará un país con bases democráticas más débiles.

READ  Plataforma mexicana avanza en diagnóstico digital en América Latina

Prudencia Febo

"Explorador. Entusiasta de la cerveza. Geek del alcohol. Gurú de Internet sutilmente encantador. Erudito de la web en general".

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba